Toros Neza

Sin duda uno de los equipos más apegados a los ideales FUTBOL NEURONA, ya que no solo le ponían la sal y pimienta al torneo sino que también tenían un equipo con jugadores que brillaban por su calidad, experiencia y garra a la hora de entrar a la cancha

Toros Neza, primero llamados Toros Hidalgo, logró su ascenso en el campeonato 92-93. Si bien les costo trabajo afianzarse dentro de la Primera División las primeras temporadas, fue en la temporada 95-96 cuando este equipo se comenzó a armar. Llegaron jugadores de la talla de Lussenhof, Trapasso, y Miguel “Piojo” Herrera que con la base original comandada por Antonio “el Turco” Mohamed, le dieron al equipo orden. Esa temporada estuvieron cerca de llegar a la liguilla, terminando con 50 puntos (1 por arriba de Tigres), en octavo lugar, pero debido al bendito sistema de puntos del fútbol mexicano no calificaron. Curiosamente los Tigres descendieron esa campaña.

Fue en el Invierno de 1996, cuando se decidió comenzar con el formato de torneos cortos, y a decir verdad pareciera que este sistema de competencia le convino al equipo de las “cabezas coloridas” (todos los jugadores de Toros Neza se tiñeron el cabello de diferentes colores para jugar la Liguilla), ya que lograron su clasificación a repechaje ganándole a los Panzas Verdes del León, en el siguiente partido golearon al Atlante y fue en la semifinal donde encontraron quien les pusiera un hasta aquí; el equipo de Santos ganó con marcador global de 5-2.

Fue en el Verano 97 cuando desplegaron el mejor fútbol que se le vio jugar a este equipo. Teniendo una ofensiva que hacía temblar a cualquiera (Mohamed, “Pony” Ruiz y Arangio) y siendo siempre fieles a su estilo, llegaron a la “Fiesta Grande” del Fútbol Mexicano. Derrotaron a Pumas, en dos partidos apretados; su siguiente victima fue el Necaxa, y en la final se encontraron a las Chivas del Guadalajara quien los vapuleó con un abultado marcador de 6-1 (7-2 global) en la final, con 4 goles de Gustavo “el Gusano” Nápoles.

El derrumbe de este equipo comenzó en el Invierno 98, justo con la salida del símbolo del equipo: Antonio “el Turco” Mohamed. Toros Neza no volvió a ser el mismo y en esa temporada consiguió apenas 9 puntos siendo penúltimo de la tabla general. En el siguiente torneo sumó 17 puntos en 17 partidos, lo que los fue hundiendo en la porcentual. Para el 2000, trajeron al brasileño Bebeto, quien ya había desplegado su mejor fútbol y no pudo salvarlos de las garras del descenso. Fue para el año 2002 que el club desapareció definitivamente y con él todos los recuerdos de este gran equipo.

Una anécdota memorable de este equipo fue la vez que la Selección de Jamaica vino a México a jugar un “AMISTOSO”. Y digo “AMISTOSO” debido a la bronca que se armó, la cual parecía pelea de barrio. Jugadores de ambos equipos con piedras, palos y zapatos de fútbol como armas… les dejo aquí el video para que chequen lo sucedido. Y les dejo también otro video que me pareció buenísimo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: